Adam Dubanowitz, de chico del supermercado a modelo musculoso.

Adam Dubanowitz instagram

Adam Dubanowitz trabajaba metiendo las compras de los clientes en bolsas de plástico en un supermercado de New Yersey… ¡pero ahora todo el mundo se lo quiere llevar a casa!

El empleado de super de 26 años metido a modelo recuerda sus problemas para posar para la cámara mientras trabajaba 70 horas a la semana. Algo que con seguridad os será familiar a algunos (quitando la parte de haber sido descubierto como modelo y aparecer en el NEW YORK POST.

Al comienzo era genial y surrealista tener todas esas posibilidades que nunca antes tuve. Pero cuando trabajas 50, 60 o 70 horas, se hace imposible mantener la dieta, el entrenamiento y hacerme un nombre en la industria.

 

Así que después de hablarlo con su novia, decidió dejar su monótono trabajo, perdiendo su seguro sanitario y su salario asegurado cada mes. Pero mereció la pena por tener un acceso rápido a la fama en el modelaje y el culturismo, dice Adam.

Pero sorprendentemente, hubo un tiempo no tan lejano en el que este cachas era demasiado tímido para incluso llevar una camiseta sin mangas en su gimnasio local

Simplemente no me sentía seguro conmigo mismo, no sé qué tipo de ansiedad era. Tenía miedo de ir a gimnasio pensando que todo el mundo me miraría siendo tan pequeño y débil, cuando de hecho nadie lo hacía, solo era el nuevo chico del gimnasio y nadie notó ni que existía.

 

Y ahí fue donde Dubanowitz conoció al fotógrafo Bart Ruzik, quien le dio la oportunidad de ser quien es hoy.

“Era excéptico, por supuesto, comprobé todo su trabajo. Lo ves en las películas pero nunca piensas que esto pasa en la vida real ”

“You got to get out of your comfort zone,” the William Paterson University dropout said. “If you don’t you’re always going to be insecure and not know the real person you are.”

 

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *